Juliana Navia

Abdominoplastía

La Abdominoplastia es una Cirugía que se realiza en la pared del
abdomen, Esta intervención tiene como propósito extraer el exceso de piel y grasa del
abdomen medio e inferior, al mismo tiempo que se refuerzan los músculos que se encuentran
en la pared abdominal.


¿Por qué se realiza?
Este tratamiento no tiene motivos específicos para llevarse a cabo, ya que es el paciente
quien decide hacérselo por motivos estéticos, ya que se utiliza para reducir la forma
abombada del abdomen, así como corregir su flacidez, estas acciones permiten al paciente
mostrar un vientre más plano y una cintura más delgada.
Otros de los motivos es reducir las infecciones y erupciones de la piel en zonas que
desarrollan grandes colgajos.

¿En qué consiste?

El proceso quirúrgico se inicia con un corte en la piel arriba de la zona del vello del pubis, al
mismo tiempo que se extiende a las caderas, posteriormente se eliminará la piel sobrante del
abdomen y reforzar los músculos abdominales.

Preparación para la Abdominoplastia

Previo a la operación, el especialista le dirá al paciente que suspenda el consumo de
medicamentos que puedan dificultar la formación de coágulos de sangre, así como recetar
otros fármacos y un periodo de ayuno en el día de la operación

Cuidados tras la intervención

El paciente deberá estar consciente de que su cuerpo tendrá una cicatriz permanente, aunque
su extensión será dependiendo de la gravedad del caso. Posterior a la cirugía, el paciente presentará dolor abdominal, por lo que el médico especialista recetará analgésicos.

También se deberán usar soportes elásticos como faja, durante dos o 3 semanas, así como
evitar el ejercicio físico que pueda provocar tensión durante cuatro o seis semanas.
La reincorporación a las actividades cotidianas podrá realizarse de dos semanas a u mes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.